+A - A

Conozca la nueva REVISTA SERVIUNION

Estimados/as Socios y Socias de UnionCoop y Serviunion:

Junto con saludarles, tenemos el agrado de compartir con todos ustedes nuestra primera revista informativa de SERVIUNION la cual da a conocer los convenios, ubicación, noticias de interés y beneficios de nuestra nueva Cooperativa.

Para una mejor lectura, se adjunta la Revista en formato digital y en PDF, en la cual podrán escanear los códigos QR y acceder directamente a nuestros entretenidos videos y telemedicina gratuita.

La Revista se encontrará disponible de manera impresa en nuestras oficinas a lo largo del país, para nuestros socios y socias de UNIONCOOP Y SERVIUNION. 

La Revista se encontrará disponible de manera impresa en nuestras oficinas a lo largo del país, para nuestros socios y socias de UNIONCOOP Y SERVIUNION.

Revista en Formato Digital: https://online.fliphtml5.com/safql/dfuf/#p=1

Revista en PDF: https://www.serviunion.cl/wp-content/uploads/2021/10/serviunion-comunica.pdf

3 recetas prácticas y nutritivas para comer en la oficina

El estilo de vida actual, sedentarismo, estrés y exceso de trabajo, hacen que nuestra alimentación sea una necesidad a la que menos tiempo dedicamos y damos importancia, hábito que es importante cambiar, ya que gran parte de nuestros problemas de salud se desarrollan a partir de una mala alimentación.

Para que el almuerzo deje de ser un espacio de tiempo descartable, conoce algunas recetas que se caracterizan por estar compuestas por diferentes tipos de verduras y algún tipo de proteína.

Wraps de jamón de pavo (Para 1 persona)

Ingredientes

  • 1 tortilla de trigo grande
  • 2 rebanadas de jamón de pavo
  • 1 cucharadita de queso crema light
  • ¼ de tomate
  • 1 hoja de lechuga

Preparación

  1. Limpiar las verduras y picarlas en cuadrados pequeños.
  2. Estirar la tortilla y sobre ésta colocar 1 lámina de jamón de pavo, seguido por una capa de queso crema light y luego las verduras.
  3. Para finalizar colocar otra capa de jamón y enrollar la masa.

Ensalada Tabouleh (1 porción)

Ingredientes

  • 70 gramos de quinoa
  • 10 cc de vinagre
  • 5 cc de aceite de oliva
  • ½ palta
  • 5 tomates cherry
  • 8 aceitunas deshuesadas
  • ¼ unidad de cebolla morada
  • Sal
  • Condimentos a gusto (pimienta, ajo, etc)
  • Perejil o cilantro, corte fino a gusto

Preparación

  1. Cocinar la quinoa con agua en un sartén durante 20 minutos, una vez que este cocida, dejar enfriar.
  2. A la vez, colocar en un recipiente los aderezos (vinagre, aceite de oliva, ajo, cilantro, pimienta) y mezclar. Una vez lista la mezcla incorporar a la quinoa.
  3. Posterior a esto incorporar los vegetales a la mezcla anterior: la palta trozada junto con aceituna, los tomates cherry por la mitad y cebolla morada en cubitos.

Ensalada mediterránea (1 porción)

Ingredientes

  • ½ lechuga pequeña
  • 5 tomates cherry
  • 10 aceitunas negras y verdes sin carozo.
  • 80 gr de queso fresco
  • ¼ de cebolla morada
  • ½ unidad de pimentón rojo
  • 5 cc de aceite de oliva
  • 10 cc de vinagre
  • ½ diente de ajo
  • Orégano

Preparación

  1. Limpiar todas las verduras, luego cortar por la mitad el tomate y las aceitunas.
  2. Cortar la cebolla morada y el pimentón rojo en corte pluma.
  3. Mezclar el aceite, vinagre, ajo y agregar el queso fresco (cortado en dados) y dejar macerar por 10 minutos.
  4. Para finalizar, mezclar todo en un bowl y agregar el orégano.

10 tips para cuidar tu piel en el invierno

El frío, viento y cambios abruptos de temperatura son los responsables de los cambios en la piel durante esta estación, tiempo en el cual el órgano más grande necesita de cuidados especiales.

Con el comienzo del invierno son muchos los hábitos que debemos cambiar para proteger nuestra piel en la época que se caracteriza por tener días lluviosos, nublados y fríos, siendo nuestro rostro y manos las zonas más expuestas al este diverso clima. Algunos de los signos más visibles de la piel en respuesta a estos factores externos, son la resequedad y aparición de grietas en zonas como los labios y nudillos, efectos que se pueden controlar siguiendo las siguientes recomendaciones.

  1. Cremas hidratantes: Su principal función es actuar como una barrera capaz de impedir la pérdida de agua. ¿Qué deben contener? Las cremas más efectivas en esta época se caracterizan por estar compuestas de glicerina, aceites vegetales, urea, lactato de sodio y silicona.
  2. Cambios de temperatura: Se debe evitar pasar bruscamente de un ambiente temperado a uno muy frío. Para esto, debemos fijarnos en que la temperatura ambiental al interior de la oficina o casa no supere los 20° y mantener una humedad de entre 40% y 60%.
  3. Humectación: Debemos aumentar su frecuencia, sobretodo en las manos, aplicando cremas o hidratantes después de cada lavado.
  4. Jabones antibacterianos: Su uso debe ser moderado, ya que causan resequedad en la piel, al igual que el alcohol gel.
  5. Limpieza diaria: La dermatóloga recomienda hacerlo con agua tibia y un jabón con PH neutro, y evitar abusar del exfoliante. En caso de tener una piel sensible, utilizar soluciones micelares.
  6. Bloqueador solar: La aplicación debe ser diaria, ya que los rayos UV son igual de peligrosos en esta época que en verano.
  7. Consumo de agua: Se deben consumir al menos 2 litros diarios, sin considerar el café ni las bebidas carbonatadas en esta porción.
  8. Ejercicio físico: Es recomendable realizarlo de forma permanente, ya que mejora la irrigación de los territorios distales de las extremidades.
  9. Humectar los labios: La aplicación de bálsamo o bloqueador solar es ideal para impedir su deshidratación. Además, es recomendable exfoliarlos una o dos veces a la semana, pasando suavemente un cepillo de dientes.
  10. Dieta equilibrada: No olvidar consumir diariamente frutas y verduras.

Alzheimer: 10 alertas para detectarla tempranamente

En el mundo más de 40 millones de personas tienen Alzheimer, enfermedad degenerativa que crea confusión y problemas de comunicación, pero que se pueden advertir de manera precoz.

El 21 de septiembre es el Día Mundial del Alzheimer, enfermedad cuyo origen aún no es exacto, pero que afecta principalmente a personas mayores, ya que mientras más edad tenga una persona, mayor es el riesgo de desarrollarla.

En Chile, el número de personas que desarrollan Alzheimer, ha aumentado en un 526% en los últimos 20 años, y se espera que la cifra siga aumentando.

Entre los factores que pueden gatillar el desarrollo del Alzheimer se identifica los siguientes:

  • Genética: La probabilidad de tener Alzheimer es mayor si hay uno o más familiares que han desarrollado la enfermedad. También se ha determinado que algunos genes en el ADN pueden aumentar el riesgo de desarrollarla.
  • Estilo de vida: El sedentarismo, tabaquismo, obesidad, problemas cardiovasculares o diabetes, son factores que facilitan el desarrollo de Alzheimer.

Pero más allá de estos factores, algunos hábitos y actividades que ayudan a la prevención del desarrollo de Alzheimer, señalando que «por el contrario de los factores de riesgo, actividades como el ejercicio y la lectura pueden ser factores protectores». Sobre los primeros síntomas se advierte poner atención a los siguientes cambios:

  • Al comienzo: Afecta partes del cerebro que controlan la memoria, lenguaje y funciones cognitivas.
  • Problemas de lenguaje: El paciente presenta dificultad para recordar los nombres de objetos o personas que son familiares.
  • Olvido: Dificultad para recordar hechos recientes.
  • Actividades: El paciente comienza a tener problemas para realizar tareas que antes solían ser fáciles.
  • Calidad de vida: A medida que la enfermedad avanza, los síntomas son más evidentes e interfieren con la calidad de vida del paciente y su capacidad de autocuidado.

Para advertir la presencia de Alzheimer en nuestros familiares o conocidos, la Alzheimer’s Association ha creado una lista de señales de advertencia de esta enfermedad:

  1. Cambios de memoria que dificultan la vida cotidiana.
  2. Dificultad para planificar o resolver problemas
  3. Dificultad para desempeñar tareas habituales en la casa, en el trabajo o en su tiempo libre.
  4. Desorientación de tiempo o lugar.
  5. Dificultad para comprender imágenes visuales y como objetos que se relacionan en el ambiente. 
  6. Nuevos problemas con el uso de palabras en el habla o escritura.
  7. Colocación de objetos fuera de lugar
  8. Disminución o falta del buen juicio.
  9. Pérdida de iniciativa para tomar parte en el trabajo o en las actividades sociales.
  10. Cambios en el humor o en la personalidad.

¿Se puede prevenir la hipertensión? 3 exámenes para detectar la presión alta

En América Latina entre el 20% y 35% de la población adulta sufre de hipertensión, según el registro de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), cifra preocupante si consideramos que la hipertensión es una enfermedad silenciosa, siendo la única manera de detectarla la realización de controles preventivos.

Para conocer más sobre la hipertensión, es importante conocer los rangos con que se mide, ya que una presión arterial se considera elevada cuando marca 120-129 con 80 e hipertensión etapa 1 cuando la persona tiene 130-139 con 80-89, y etapa 2 cuando marca mayor o igual a 140 con 90.

Sobre los síntomas que pueden advertir el desarrollo de hipertensión, se indica que en general “la hipertensión no tiene síntomas específicos a menos que ocurra una crisis hipertensiva y genere cefalea (dolor de cabeza). La evolución de la hipertensión es bastante silenciosa, por ello debe controlarse anualmente con chequeos preventivos.

Respecto a quienes están más expuestos a desarrollar hipertensión, el cardiólogo da a conocer que son aquellas personas que tienen antecedentes familiares, quienes consumen más de dos gramos de sal diarios, sufren sobrepeso, personas sedentarias o que no realizan actividad física.

¿Qué efectos produce en la salud la hipertensión?

Realizar chequeos preventivos de la presión arterial es esencial para detectar hipertensión, ya que esta enfermedad al no ser controlada afecta a los llamados “órganos blancos” como el corazón, cerebro y riñón. Entre los efectos desfavorables que provoca una hipertensión no controlada, el cardiólogo indica los siguientes:

  • Produce una hipertrofia del ventrículo izquierdo, aumentando el consumo de oxígeno con riesgo de infarto.
  • Puede producir un accidente cerebrovascular, con graves secuelas físicas y mentales.
  • A nivel de los riñones, se puede producir una insuficiencia renal irreversible, que puede llegar a la diálisis.

3 exámenes para prevenir o detectar hipertensión

Para prevenir estos efectos o desarrollo de hipertensión, es necesario realizar controles médicos periódicos, sobre todo las personas de 40 años o más. Esta medida preventiva ayudará a medir los niveles de presión arterial. Entre los exámenes que el especialista recomienda realizar están:

  1. Holter de presión arterial: Con mediciones durante 24 horas. Las cifras de presión arterial deben ser inferiores a 120/80.
  2. Exámenes de sangre generales: Para evaluar los efectos en función del metabolismo.
  3. Electrocardiograma de reposo: Este examen aporta mucha información sobre los efectos de la presión arterial en el músculo cardíaco.

Quienes viven con esta enfermedad crónica tienen que cambiar hábitos de alimentación y vida una vez diagnosticados con hipertensión. Entre los cuidados más recomendados, el cardiólogo destaca los siguientes:

  • Dieta saludable: Es importante mantener un peso y alimentación saludable, regulando el consumo de sal, el cual debe ser inferior de 1 a 1,5 gramos por día. El consumo de potasio también debe ser controlado de 3,5 a 5 gramos diario.
  • Controles periódicos: Las personas de 40 años o más, deben controlar la presión arterial para prevenir o controlar sus niveles.
  • Actividad física: Realizar ejercicio de manera regular ayuda a controlar la presión arterial.
  • Tratamientos: Para controlar los efectos de la hipertensión, se recetan medicamentos según la edad y características de cada paciente. Existen varias alternativas, pero será el médico junto al paciente quienes elegirán el tratamiento más adecuado.
  • Consumo de alcohol: Se debe disminuir o eliminar, ya que el alcohol altera los niveles de la presión arterial.
  • Cigarrillo y drogas: Su consumo se debe eliminar, ya que la nicotina del cigarrillo aumenta la presión arterial, como también la cafeína, medicamentos descongestionantes y drogas como la cocaína. Todos estos compuestos contribuyen a deteriorar las arterias, acelerando el proceso de ateroesclerosis, enfermando más los órganos blancos.

Invierno: qué comer para preparar nuestras defensas

Con el frío y la lluvia de la temporada invernal, también hacen su aparición preparaciones tradicionales de esta época del año, como sopaipillas, calzones rotos y papas fritas. Pero lejos de lo sabrosas que pueden ser, poco nos ayudan a fortalecer nuestro sistema inmunológico.

Sobre esto y qué debemos comer para subir las defensas. «Para lograr un buen estado nutricional y así no enfermarnos durante el invierno, principalmente se recomienda mantener los horarios de alimentación, modificar la temperatura de las comidas o acompañar los platos fríos (como las ensaladas) con alimentos tibios como sopas, consomé o incluso aguas de hierbas, y realizar actividad física», señala. Según explica la experta, el sistema inmune está muy correlacionado con el estado nutricional, por lo que es importante comer una dieta balanceada, rica en alimentos nutritivos y altos en vitamina.

«No existe ningún superalimento que nos quite el resfrío o bien evite al 100% enfermarnos, pero sí existen alimentos que nos ayudan a fortalecer nuestro sistema inmune», asegura.

¿Qué alimentos preferir?

  • Legumbres: son ideales en esta época porque se pueden comer calientes y son uno de los alimentos más nutritivos que existen. Tienen un gran aporte de proteínas, de fibra y vitaminas como la B6, vitamina A y C. También entregan minerales como el potasio, hierro y zinc.
  • Alcachofas: favorecen la digestión y tienen fitoesteroles que contribuyen a controlar el colesterol en la sangre y flavonoides, que protegen contra enfermedades cardiacas.
  • Frutas: en esta estación está la manzana roja (rica en vitamina E y antioxidantes), la naranja (resalta por su alto contenido de líquido, su elevado porcentaje de vitamina C, minerales, potasio, magnesio y ácido fólico) y el kiwi (80% de agua, tiene propiedades antioxidantes, y posee vitamina C, características que fortalecen el sistema inmune).
  • Probióticos: existen en condiciones naturales, como en la leche, yogurt, quesos, soya, cereales y otros, la concentración de ellos es baja y no se logra conseguir un efecto clínico relevante. Por eso se han desarrollado preparados farmacológicos (en forma de cápsulas, por ejemplo) y alimenticios (bebidas lácteas probióticas).
  • Cacao: tiene sus beneficios en esta época del año; mientras más porcentaje de cacao tenga el chocolate será de mejor calidad, debido a sus propiedades antioxidantes.

Mejor dejar de lado

«Durante el invierno, muchas personas creen que necesitan comer más calorías para combatir el frío, pero eso no es así. Es importante disminuir al máximo el consumo de frituras en preparaciones como sopaipillas, calzones rotos o papas fritas, así como las grasas saturadas provenientes de carnes y embutidos. También, disminuir el consumo de bebidas azucaradas y gasificadas, y evitar el exceso de sal que se encuentra en alimentos procesados y enlatados, tales como sopas en sobre, snack dulces y salados», explica la nutricionista.

Lasaña de carne y zapallito italiano ¡sin masa!

Porque nos encanta la mezcla de vegetales, carne y salsa, aprende a preparar una exquisita lasaña libre de masas, pero con el mejor sabor.

La comida italiana es para muchos su plato favorito, por esto, para que sigas disfrutando de su sabor y salsas esta es una receta de lasaña baja en calorías y muy nutritiva.

Ingredientes (Para 4 porciones)

  • 2 zapallos italianos
  • 250 gr de carne molida 4%MG
  • 60 gr de cebolla
  • 1 bandeja de champiñón
  • 2 cucharadas de semillas de maravilla
  • 2 envases de salsa de tomates
  • 200 gr de queso Cottage
  • 1 pizca de sal de mar

Preparación

  1. Lavar y limpiar el zapallo italiano y champiñón.
  2. Cortar en láminas el zapallo italiano (también puedes reemplazar el zapallo por berenjenas como base). Cortar el champiñón en láminas o cubitos.
  3. Posteriormente, sofreír el zapallo italiano hasta lograr un dorado y agregar los champiñones.
  4. Preparar la carne con sofrito de cebolla y una pizca de sal de mar, a gusto. Se puede adicionar algún condimento como aliño completo, jengibre, etc.
  5. Luego montar las verduras en una fuente, como base colocar zapallo italiano y en los espacios champiñón y la salsa de tomate.
  6. Agregar una capa de carne molida y luego volver a colocar una capa de zapallo italiano y champiñón para rellenar los espacios, luego salsa de tomate y repetir esto hasta cubrir la fuente, terminando con una capa de zapallito italiano.
  7. Sobre la última capa, colocar láminas de queso, salsa de tomate y semillas de maravilla o sésamo.
  8. Paralelo a esto, encender horno a 180°C y esperar que se entibie, para luego introducir la fuente, llevando nuestra preparación a cocción por 15 minutos o hasta que el queso se derrita. Retirar.

Receta Panqueques

El desayuno es la principal comida del día, por eso es importante que contenga cereales integrales, frutas y lácteos. En el almuerzo y la cena, lo ideal es que se mezclen proteínas con granos integrales, además de verduras de hojas verdes.

 Ingredientes

  • 3 huevos
  • 200 cc de leche descremada
  • 1 taza de avena
  • Endulzante y canela a gusto 
  • Frutillas y piña

Preparación

  1. En una juguera, poner los huevos, leche, avena, canela y endulzante. Luego mezclar hasta que espese.
  2. En un sartén (ideal de teflón), verter una porción de la mezcla, cocinar por unos segundos, luego dar vuelta y cocinar por el otro lado.
  3. Una vez listo, retirar, enfriar y rellenar con la fruta picada.

¿Por qué perdemos estatura cuando envejecemos?

Tras décadas de uso continuo de las diferentes partes y órganos de nuestro cuerpo, estos dejan de funcionar tan bien como en el pasado. Nos hacemos más lentos al caminar y movilizarnos, nuestra vista se deteriora, no escuchamos tan bien como antes y nuestra memoria empieza a fallar.

Se trata de un proceso normal en el transcurso de la vida que puede empezar antes o después, u ocurrir con mayor intensidad, dependiendo de los hábitos que haya seguido la persona a lo largo de su existencia.

Sin embargo, hay otro aspecto del que no se habla mucho pero que también es muy frecuente en la vejez: la reducción de la estatura, la cual parece estar asociada a los cambios en los huesos, los músculos, las articulaciones y otros tejidos del cuerpo, pero ¿cómo influye cada uno de ellos?

La sarcopenia

Una vez superados los 30 años de vida, la sarcopenia, el nombre científico con el que se conoce a la pérdida de músculos provocada por la edad, puede ocurrir a una tasa de entre 3 y 5 por ciento de pérdida de masa muscular por cada década.

En particular, los músculos del torso son los principales afectados por esta reducción, y es por ello por lo que las personas se van encorvando con el tiempo. Esto, a su vez, implica una modificación de la postura y, por consiguiente, una reducción de la altura.

La salud ósea

El hueso es un tejido conectivo extremadamente complejo que puede adaptar su tamaño y forma en función de las cargas mecánicas a las cuales se exponga. Esto quiere decir que pueden modificarse a lo largo de la vida y, por ende, la salud ósea tiene una influencia importante en el mantenimiento de la estatura a medida que avanzamos en edad.

Cuando los humanos atraviesan su etapa de crecimiento, sus huesos se forman tan rápidamente que alcanzan el 90 por ciento de su masa ósea máxima en la adolescencia tardía, culminando el proceso a mediados de los veinte años al alcanzar su masa máxima.

Pero entre los 35 y 40 años, nuestro cuerpo empieza a perder más hueso del que genera, y si el proceso se prolonga puede dar lugar a una afección conocida como osteoporosis, caracterizada por una baja masa de huesos y mayor fragilidad de los existentes.

Los discos vertebrales y arcos de los pies

Los discos vertebrales también juegan un papel importante en la estatura de los humanos. Se ubican en la columna vertebral y funcionan como cojines amortiguadores que ayudan a mantener la espalda flexible y una buena postura.

Por supuesto, durante los años de la juventud estos discos son fuertes y flexibles, pero conforme van pasando los años, los discos se van comprimiendo y aplanando gradualmente, y el espacio de las vértebras también se reduce.

También ocurre algo similar en los arcos del pie. A medida que envejecemos, los ligame

¿Cómo podemos mantener nuestra estatura con el tiempo?

Sin embargo, es necesario resaltar que la pérdida de la altura está determinada por los genes. Para intentar reducir los efectos de estos y evitar una pérdida de estatura demasiado drástica en nuestra vejez, pueden funcionar adoptar hábitos prudentes antes de llegar a cierta edad.

En lo referente a temas de salud, el ejercicio no puede faltar. Los expertos recomiendan el levantamiento adecuado de peso como una buena forma de generar hueso, especialmente en la adolescencia porque es cuando se establece el mayor porcentaje de masa ósea. Esto podría proporcionar protección a medida que se avanza en edad, además de estimular el crecimiento muscular y reducir la sarcopenia.

La alimentación es otro punto importante para la salud general, y en especial la de los huesos. Seguir una dieta balanceada y saludable que incluya alimentos ricos en vitamina D y calcio, dos aliados de la salud ósea, puede marcar la diferencia. Perder altura a medida que avanzamos en la tercera edad es un proceso normal, y no necesariamente implique un problema de salud.

Descubre cómo prevenir los molestos síntomas del colon

El síndrome de colon irritable afecta a hombres y mujeres, siendo estas últimas más
propensas a sufrir los malestares que provoca esta patología entre los 30 y 40 años. Sus
síntomas se generan en el sistema digestivo, provocando dolores abdominales, sensación
de evacuación incompleta luego de ir al baño, hinchazón y – en algunos casos- genera
presencia de mucosas en las deposiciones. Estas alertas deben ser atendidas por un médico,
ya que un cuadro de colon irritable puede provocar alteraciones o cambios en el ritmo
intestinal, generando estreñimiento o diarrea.

A través de los años se ha relacionado el síndrome de colon irritable con el estrés, hecho
que no es ajeno a esta patología ya que “el sistema nervioso puede ser uno de los factores
que están relacionados a la aparición del colon irritable y también las alteraciones en la
microflora intestinal”.

La microflora intestinal cumple un rol muy importante para el correcto funcionamiento de
las paredes intestinales, ya que su presencia activa el sistema inmune de estos órganos.
Otras alteraciones que pueden facilitar el desarrollo de colon irritable, puede ser la presencia
de gastroenteritis, alteraciones hormonales e intolerancias alimentarias, por eso la detección y tratamiento de colon irritable es muy necesario para que las personas puedan continuar con su vida de manera normal.

“Si la persona sigue el tratamiento de los síntomas, puede llevar una vida lo más normal posible. Entre las alternativas para tratar los síntomas, una de las principales consiste en el manejo del estrés, hacer modificaciones en la alimentación y estilo de vida. Por ejemplo, se recomienda hacer más ejercicio, dormir 8 horas diarias, beber harta agua, comer alimentos con mucha fibra, entre otros”, afirma el cirujano.

Cambiar el estilo de vida y hábitos es esencial para tratar el síndrome de colon irritable, ya que, si no se atiende a tiempo y es monitoreado por un médico, las molestias se pueden volver crónicas.

Cuida tu colon con una alimentación adecuada

Cuando el síndrome de colon irritable es diagnosticado, debemos poner mucha atención a nuestra alimentación, ya que existen alimentos o componentes que pueden provocar cuadros dolorosos si se consumen de manera frecuente. Leche: a quienes sufren de colon irritable se les recomienda evitar consumir alimentos que contengan lactosa, ya que les puede provocar molestos síntomas como hinchazón y gases. Cafeína: la cafeína está presente en alimentos que consumimos de manera diaria como el té, café, bebidas energéticas y chocolate, por eso quienes sufren de colon irritable deben evitarlos, ya que les puede provocar malestares y diarrea. Fructosa: es importante saber que frutas como peras, manzanas, frutos secos y miel, son alimentos ricos en fructosa, componente que, si se consume de manera constante, puede provocar malestares abdominales dolorosos. Bebidas: a través de las bebidas carbonatadas ingresan burbujas al sistema gastrointestinal, causando efervescencia que provoca hinchazón y molestias.